Ido Aharoni, profesor de la Universidad de Nueva York, habló a detalle sobre este tema en el marco de actividades de TI 2020

“El arte de posicionar lugares”, es el tópico que, en compañía de la Cónsul General de Estados Unidos en Tijuana, Sue Saarnio, el distinguido catedrático de la Universidad de Nueva York, el Embajador Ido Aharoni, trajo al programa de Tijuana Innovadora 2020, Tijuana Es el Futuro, en donde habló a detalle sobre la importancia, y sobre todo, las claves para lograr colocar una ciudad, región o país como una marca fuerte y atractiva.

Para comenzar Aharoni, desmenuzó el concepto de marca como la suma total de experiencias, emociones y asociaciones que le atribuimos a un producto, una persona, un lugar, una institución, una ideología, entre otros.

Colocarse como un destino turístico atractivo, facilita las relaciones internacionales con otros lugares para la creación de acuerdos de intercambios comerciales y culturales, incrementar tanto la inversión extranjera como la local, la creación de empleos, e incluso establecer agenda, son los que describió como principales beneficios que trae consigo el que un lugar tenga una buena marca.

Como ejemplo utilizó a Estados Unidos, siendo un país del que emanan la mayoría de productos que el mundo conoce como cultura popular, siendo además lugar de origen de aproximadamente el 80% de marcas más poderosas del mundo, contando con mensajes fuertes como el de ser “la Tierra de la Libertad”.

Sin embargo, dijo, la mayoría de lugares tienen déficit de marca, es decir, que son más fuertes que su marca, siendo éste el caso de Israel, donde la percepción general lo coloca como un país menos atractivo del que realmente es. En el lado contrario de la moneda, con un excedente de marca, ubicó a Brasil, donde la idea colectiva que se tiene del país como marca es superior a la realidad.

Refirió que para posicionar un lugar primero hay que “personificarlo”, descubrir a fondo cuál sería su personalidad, su género, si sería tímido o extrovertido, gordo o delgado, nómada o sedentario, entre otros, para de ahí partir. “Una vez que identificamos el ADN, incluyendo las fortalezas, hay que investigar en dónde están las personas que tiene una conexión con esa región,

idear un plan para materializar la marca en forma de infraestructura, de políticas públicas, de atracciones, y finalmente crear una estrategia para comunicarnos de manera efectiva con los interesados. Es un proceso largo, de años”, declaró.

Así mismo, para revertir los efectos negativos ocasionados por el COVID-19 a marcas como Italia, recomendó aplicar medidas de sanidad superiores al resto, mostrar un fuerte sentido de la ley y disciplina de las personas para mantenerse distanciados, así como del gobierno para actuar rápido a emergencias.

“Eso, y fomenta la economía flexible, donde una persona puede trabajar para otra sin importar la distancia física que haya entre ellos, además de fomentar la creatividad humana, que es el activo más valioso que tenemos”, finalizó.

Recuerda que puedes seguir todas las actividades de Tijuana Innovadora 2020 Tijuana es el Futuro del 6 al 10 de octubre a través del sitio tijuanaeselfuturo.org.

 

Puedes consultar el programa completo de actividades en este enlace.